jueves, 29 de septiembre de 2016

LAS HERRAMIENTAS DE MI PLE - PAULA PENAS




LAS HERRAMIENTAS DE MI PLE 
Paula Penas


“Un PLE ( Personal Learning Environment o Entorno Personal de Aprendizaje ) es un conjunto de herramientas, fuentes de información, conexiones y actividades que cada persona utiliza de forma asidua para aprender”

Ésta es una de las muchas definiciones de un PLE que circulan por la Red ( sí, Google es una de las herramientas que forman parte de mi PLE, y del PLE de muchas otras personas aunque no sepan siquiera que tienen uno…)

Nuestro PLE se compone de varios elementos:
 - acceso a la información.- donde busco y recojo información (como el todopoderoso Google)
- compartir la información.- recogemos información pero también la creamos o compartimos (un blog, por ejemplo)
- PLN (Personal Learning Network) o red personal de aprendizaje.- dónde interactúo con otras personas de las que aprendo y con las que aprendo (las redes sociales son un ejemplo de ello)


MI PLE INICIAL...


Básicamente, un PLE es una forma de aprendizaje informal. Gracias a Internet tenemos una serie de recursos a nuestro alcance: buscadores, redes sociales, gestores de contenidos, blogs… que nosotros mismos seleccionamos y escogemos para que se adecúen a nuestras necesidades de aprendizaje.

Para mí, la principal ventaja de un PLE es que somos nosotros quienes gestionamos nuestro propio aprendizaje. Nosotros decidimos qué queremos aprender, cuándo y dónde hacerlo. Algo muy cómodo hoy en día porque gracias a la tecnología tenemos acceso ilimitado a esa información en cualquier momento y lugar.

Está bien utilizar los recursos  que Internet nos ofrece en nuestro beneficio profesional, pero no podemos ser egoístas. Nosotros también tenemos algo que ofrecer, también debemos compartir información para que otros la puedan usar.

Para mantener actualizado nuestro PLE  es necesario ampliar y enriquecer nuestras fuentes de información y nuestra red de contactos. Pero la inmensa cantidad de fuentes de información a las que podemos acceder convierte esta tarea en ardua y poco productiva: perdemos tiempo en buscar, seleccionar, administrar y gestionar toda esa información.

En esta época de exceso de información, necesitamos recursos que nos permitan evitar la infoxicación. Por eso existen herramientas como Scoop.it o Feedly que nos hacen el “trabajo sucio”. Recopilan toda la información por nosotros ahorrándonos mucho tiempo.



Scoop.it nos ayuda a encontrar contenidos referentes a los distintos temas de nuestra elección. Primero tenemos que abrir una cuenta (gratuita y de forma muy sencilla) y ya podemos empezar a dejar que Scoop.it  trabaje para nosotros.

En la versión gratuita tenemos hasta un máximo de 5 topics o temas para crear, en los que podemos añadir una cantidad ilimitada de contenidos. Con Scoop.it  podemos compartir contenido con otros usuarios y añadir nuestra propia información. Existe, además, la posibilidad de enlazarlo a nuestros perfiles en redes sociales y al igual que en las redes sociales, podemos seguir y ser seguidos por otros usuarios.


 




Feedly es un lector de feeds. Y un feed no es otra cosa que un archivo generado por un sitio web que se reescribe automáticamente cada vez que los contenidos de dicha web se actualizan. Esto nos permite leer los contenidos de un portal sin tener que acceder directamente a él.

Para poder recibir las actualizaciones, la página de nuestro interés tiene que tener disponible el servicio RSS, que es un tipo de formato de feeds.  Ahora ya sólo necesitamos un lector como Feedly donde podemos suscribirnos a los portales que nos interesan, leer los contenidos publicados en ellos o guardarlos para leerlos en otro momento con más calma, o compartirlos también en redes sociales.





¿CON CUAL ME QUEDO?


 Scoop.it es una herramienta de curación de contenidos muy útil y agradable visualmente (incluso tienes la opción de personalizar la página). Además, te avisa vía email cuando hay alguna actualización de contenidos o algo/alguien  pueda ser de tu interés, pero me quedo con Feedly porque me parece más sencilla y la puedo usar en su versión para el móvil. En mi trabajo no dispongo de una conexión a Internet rápida ni “ilimitada”  (hay páginas a las que no puedo acceder) y echo mano del móvil en muchas ocasiones. 

De hecho, Feddly, en su versión app, ha entrado ya a formar parte de mi PLE, que ahora que sé que tengo uno, voy a aprovecharlo… :D

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada